El Camino de la Felicidad

felicidad2

Siempre hablamos del camino de felicidad y lo maravilloso que es recorrerlo. Pero nos hemos preguntado ¿qué es la felicidad, cómo es, a qué huele, a qué sabe? Yo creo que la felicidad tiene diversos enfoques porque implica algo distinto para cada persona. Todos tenemos nuestras propias prioridades, valores, ilusiones, miedos; pero todos deseamos ser felices porque es un estado de paz y plenitud espiritual.

Vivimos en mundo en donde se asume que la felicidad tiene relación directa con los bienes materiales y a menudo se relaciona también con el amor de pareja; en todos los casos se atribuye la felicidad a factores externos a nosotros. Pero si lo analizamos a consciencia, llegaremos a la conclusión que la felicidad nace dentro nosotros, no depende de nadie más. Así que empecemos a hacernos responsables de nuestra propia felicidad!!

camino 2

Es cierto que nuestras experiencias cotidianas, relaciones interpersonales, metas y demás constituyen parte de nuestro desarrollo personal, pero nuestra realización personal no debe estar condicionada a convenciones sociales. Muchas veces asociamos nuestra felicidad con nuestras aspiraciones: “Seré feliz cuando cambie de trabajo”, “cuando consiga una pareja, “si logro el divorcio”, “cuando compre mi propia casa”, “cuando me gradúe”, “cuando viaje” “cuando adelgace”; lo paradójico es que cuando alcanzamos estas metas nos damos cuenta de que la felicidad no ha llegado; sentimos satisfacción por el logro, pero no lo concebimos como verdadera felicidad.

La filosofía budista sostiene que la felicidad es un estado mental, tiene que ver con nuestras actitudes para enfrentar la vida. Nuestra buena disposición para agradecer y valorar todo lo que nos ocurre. La realización personal no se puede someter a condiciones externas, no tiene que ver con los logros, porque la vida está compuesta de experiencias positivas y negativas. Debemos trabajar en la aceptación de todo lo que nos sucede, te aseguro que esto te brindará un bienestar verdadero duradero e incondicional.

felicidad1

 Muchas veces vamos en busca de la felicidad y no nos damos cuenta que debemos disfrutar todo el camino de felicidad, todo nuestro maravilloso viaje que tiene experiencias positivas y negativas, pero que constituyen parte de nuestro aprendizaje. Debemos trabajar en el equilibrio entre nuestras aspiraciones y la capacidad de disfrutar de nuestra realidad. Me refiero a que muchas veces vivimos pendientes de lo que nos falta y no valoramos todo lo que hemos alcanzado.

Para sentirte feliz solo hace falta que tú lo decidas. Trabaja en disfrutarte al 100%, ámate honestamente, no te juzgues; no te compares con nadie; aceptate y respetate. No vivas añorando el pasado ni lo que no sucedió en tu vida, recuerda que todo tiene una razón poderosa. No te quejes, ni te critiques; tampoco a los demás porque eso baja tus vibraciones energéticas. Confía en tu poder personal, dedícate tiempo. Disfruta de hacer lo que más te guste leer, escribir, saltar, dormir o no hacer nada; el tiempo dedicado a lo que nos gusta es beneficioso tanto para nuestra salud como para nuestra mente. Utiliza palabras amorosas siempre, abraza mucho y sé capaz de demostrar abiertamente tus sentimientos. Cultiva tu paciencia y modera tus reacciones. Enfrenta tus miedos. Aleja de ti todo aquello que te lastima. Medita para escuchar tu voz interior. Y sonríe siempre. Sigue tu intuición y recorre a consciencia tu propio camino de felicidad. Disfruta de tu vida, de tu maravilloso viaje!!

Ilustraciones tomadas de Internet

 

Dulcinea
Sígueme