Energía de los árboles

9 agosto, 20150
https://larutadedulcinea.com/wp-content/uploads/mujer-arbol-1.jpg

arbol raiz

Durante el fin de semana sentí la necesidad de conectarme con la naturaleza, así que aproveché el maravilloso día que la naturaleza me regalaba y fui a caminar a un bosque, un mágico lugar apartado de la ciudad. Trato de que mi conexión con los árboles sea parte de mi rutina, por eso me gusta caminar por el jardín, parques, plazas o calles  porque creo que su energía es fabulosa, sanadora, relajante y son portadores de los mensajes de la madre Tierra.

Los Celtas creían que cada árbol poseía un espíritu sabio y que sus rostros podían verse en la corteza de sus troncos y sus voces escucharse en el sonido de las hojas moviéndose con el viento. Los Maestros Taoístas sostenían que los árboles son  muy poderosos porque no solo hacen posible la vida emanando oxígeno, sino que también absorben las fuerzas negativas y las transforman en energía positiva.

arbol-luz

Los árboles tienen gran simbolismo espiritual, si los observamos comprobaremos que están en un estado permanente de meditación, de ahí parte su sabiduría. A continuación te comparto algunos tips para que puedas aprovechar al máximo su vibración.

Cuando camines entre los árboles, elije uno que llame tu atención, observalo y se receptiv@ a su energía con naturalidad, no fuerces nada, solo respira y siente con tu corazón. Vacía tu ruido interno, fluye en el amor y escucha al árbol. Tócalo, si te provoca abrazalo y cierra los ojos, reconocerás de inmediato su fuerza e influencia con el entorno. Capta si su energía es curativa, o si es protectora y amorosa, o si es sabia, o si es imponente en todo ese territorio o de cualquier otro tipo. Puedes pedir consejo sobre cualquier situación que necesites, cargarte de su energía, relajarte o aceptar su sabiduría. Dale las gracias y despídete poniendo tu mano derecha sobre su tronco.

arvol color

Desde la antigüedad, se sabe que cada árbol alberga un espíritu que le confiere una fuerza determinada, una energía que le da un poder genuino y exclusivo, según a la clase que pertenezca. Los Cipreses y los cedros reducen el calor y nutren la energía. Los Sauces ayudan a eliminar los vientos malsanos, a liberar la humedad excesiva del cuerpo, a reducir la alta tensión sanguínea y a fortalecer el aparato urinario y la vejiga. Los Olmos tranquilizan la mente y fortalecen el estómago. Los Arces ayudan a mitigar el dolor. Las Higueras limpian el corazón. Los Canelos eliminan el frío del corazón y del abdomen. Los Abetos ayudan a eliminar cardenales, a reducir la hinchazón y a curar los huesos rotos más rápido. Los Espinos ayudan en la digestión, fortalecen los intestinos y reducen la tensión sanguínea. Los Abedules ayudan a desintoxicar. Los Ciruelos nutren el bazo, el estómago, el páncreas y tranquilizan la mente.

Ahora que ya sabes todos los beneficios que tiene abrazar un árbol, no te pierdas la oportunidad de disfrutarlos y llenarte de su energía. Siembra uno alguna vez, como parte de nuestro agradecimiento; verás que es una experiencia fabulosa. Aprovecho este artículo, para compartir contigo una de mis historias favoritas, se llama “El Hombre que Plantaba Árboles”, un libro fabuloso de Jean Giono, digno de disfrutar con las personas que más queremos. Lo encontré en vídeo, así que puedes hacer click en el enlace!! El Hombre que plantaba árboles

Imágenes tomadas de Internet
Sígueme
Últimas entradas de Dulcinea (ver todo)