Pao de Queijo

15 octubre, 20150
https://larutadedulcinea.com/wp-content/uploads/PAO-DE-QUEIJO-1.jpg

pao de queijo

En publicaciones anteriores te he comentado acerca de mi cariño por Brasil, por su cultura, su gente, paisajes, tradiciones, lugares, música, gastronomía; siento mucha Saudades!! Hoy disfruté de un café bien conversado con Paula, una amiga brasileña, que tuvo la genial idea de invitarme a su casa y preparar unos deliciosos pao de queijo… mis favoritos!!.

En castellano se traduce como pan de queso, pero te puedo asegurar que es mucho más que eso; son pequeños bollos de pan hechos con harina de tapioca o yuca refinada a la que llaman “polvinho”, queso blanco y mucho amor. Es el bocadillo más consumido en Brasil en desayunos y meriendas, de casa o panaderías es delicioso; y creo que son la compañía perfecta para un café, zumos o lo que mas te guste y a cualquier hora del día.

queijo-cortado-28286879

Investigué acerca de su historia y aunque existen varias versiones, te contaré algo de lo que Paula me enseñó… El pao de queijo es típico del estado de Minas Gerais, ubicado en la región sudeste de Brasil; productores de alimentos, bebidas, textiles y mineros por excelencia. Según cuenta la historia, el pao de queijo fue creado en la época de la esclavitud en el siglo XVIII, cuando la harina importada de Portugal llegaba de muy baja calidad; entonces la población optó por hacer sus recetas con harina de yuca. Por esos tiempos existía una sobreproducción de productos lácteos en las fincas, por lo que los esclavos experimentaron con los sobrantes de queso y crearon y pan suave de harina de yuca con sabor intenso a queso.

La fama del pao de queijo brasilero es internacional; pero también existen otras recetas en distintos países de América Latina; en Colombia se comen los Pandebonos, que son unos bocadillos aplanados de harina y queso; en Argentina y Paraguay se les conoce como Chipá y tienen forma de herraje. En Ecuador existe el delicioso pan de yuca, también relleno de queso.

PAO-DE-QUEIJO

Brasil ha dado una contribución muy importante al mundo con estos deliciosos panecillos. Y ya los puedes encontrar en los supermercados, los venden congelados para que los pongas cinco minutos al horno y listo. Pero si no los encuentras, también los puedes hacer tu mism@; aquí te dejo la receta de Paula, que me encargó subrayar que si los preparas con amor salen mucho mejor.

Ingredientes de la Receta de Pau:
500 gr de “polvinho” (fécula o almidón de yuca)
2 tazas de leche
1 taza de aceite
4 huevos
2 tazas de queso rallado (puedes usar queso parmesano)
Sal

Preparación al estilo Pau: Poner la leche, el aceite y la sal a fuego medio; esperar hasta que empiece a hervir. Luego agregar el almidón o polvinho de yuca hasta formar una pasta gomosa; es importante trabajar con una paleta de madera. Dejar que se enfríe un poco, cuando lo toquemos con la mano y no nos queme, agregar los huevos y amasar hasta que quede bien integrado, aun en esta etapa sigue siendo una masa pegajosa. Agregar el queso y continuar integrándolo. Poco a poco lograremos una masa más manejable; si es necesario añade un poco más de polvinho.
Cuando logremos que la masa se despegue de nuestras manos, formaremos las bolitas del tamaño que más nos gusten y las acomodaremos en una bandeja sobre papel aceitado. Es importante tener el horno precalentado y dejarlas aproximadamente 30 minutos, dependiendo de la temperatura de tu horno. Yo las pongo a 180 y va bien. Lo importante es queden ligeramente tostados….Y listos, los puedes disfrutar solos o ponerles un poco de mermelada de frutas, son exquisitos!!

Imágenes tomadas de Internet
Sígueme
Últimas entradas de Dulcinea (ver todo)