A partir de mí

9 agosto, 20140
https://larutadedulcinea.com/wp-content/uploads/perdon-1.jpg

perdon

El perdón es un acto maravilloso de amor hacia nosotros mismos, es una decisión voluntaria que está siempre a nuestra disposición. Es el primer paso para una vida más plena, en la que no tengan cabida el miedo ni la culpa, una vida más centrada en el  presente. Perdonar es reconciliarnos con nosotros mismos; es un acto espiritual, beneficioso y sanador.

Perdonar no es olvidar, es recordar sin culpa ni dolor. Para poder perdonar debemos ser honestos debemos reconocer, aceptar y «dejar ir» para sanar nuestra alma; liberándola de stress, de malos sentimientos, de ataduras innecesarias. Si perdonas y crees que no es el  para acortar las distancias, esta bien así. Lo importante es no vivir en el pasado y ser conscientes de que todos nos equivocamos y que todos tenemos derecho a rectificar nuestros comportamientos. Perdonar nos permite vivir en el amor y la armonía. Recuerda que el perdón nace a partir de mí y de ti. Así que si tienes a alguien a quien perdonar, este es un buen momento!!!!

Permítanme compartirles una inspiradora historia real, que nos deja una gran lección de vida, de agradecimiento y reconciliación.

tres tenores

¿Recuerdan a los famosos tres tenores? Esta historia, se trata de dos de ellos; de los grandes tenores españoles Plácido Domingo y José Carreras, ambos fueron bendecidos con un talento inigualable, capaz de emocionar a muchas generaciones. Por diferencias políticas, en 1984, ambos cantantes líricos se volvieron enemigos. Protagonizando titulares poco amables de ambas partes.

Hacía 1987, José Carreras fue diagnosticado con Leucemia; enfermedad que lo obligo a alejarse de las giras y conciertos. Se sometió a varios tratamientos y operaciones en Estados Unidos. Aunque el cantante era dueño de una razonable fortuna, los altos costos de los viajes y tratamientos debilitaron considerablemente sus finanzas.

Fue entonces, cuando sus familiares y amigos contactaron con una fundación dedicada a apoyar a los enfermos de Leucemia en Madrid. Gracias al apoyo de esta Fundación sin fines de lucro llamada “Hermosa”, Carreras venció a la enfermedad y logro volver a los escenarios. Como parte de su agradecimiento y retribución a la ayuda recibida, el cantante quiso afiliarse y convertirse en socio de la institución que tanto lo había ayudado; fue cuando descubrió que el fundador y mayor colaborador de la Fundación era Plácido Domingo; quien había creado la entidad en secreto para atenderlo y ayudarlo en su recuperación.

Tiempo después, en una de las presentaciones de Plácido Domingo en Madrid; Carreras irrumpió en el escenario, se arrodilló y le pidió perdón públicamente. Plácido lo levantó con un fuerte abrazo y sellaron para siempre el inicio de una gran amistad.

placido-carreras

 Imágenes tomadas de Internet

Sígueme
Últimas entradas de Dulcinea (ver todo)