Serendipia

21 agosto, 20150
https://larutadedulcinea.com/wp-content/uploads/pajari-1.jpg

ideas

¿Habías escuchado antes la palabra Serendipia? ¿Te suena a algo en particular? Aunque la palabra no se nos haga muy familiar y hasta nos suene un poco rara, su significado nos puede ayudar a comprender muchas cosas de nuestra cotidianidad. Te lo cuento en este post…

El origen de la palabra proviene del relato “Los tres príncipes del Serendip”, que se cita en la obra «La historia de Simbad» de «las mil y una noches». Trataba de un reino exótico y oriental llamado Serendip en donde había tres príncipes que tenían el don del descubrimiento fortuito. Ellos encontraban, sin buscarla, la respuesta a problemas que no se habían planteado; gracias a su capacidad de observación y a su sagacidad, descubrían accidentalmente la solución a dilemas impensados. Desde entonces se ha denominado serendipias a todos los hallazgos o descubrimientos afortunados e inesperados, un descubrimiento por azar;  algunos lo interpretan como accidentes fortuitos o la relacionan con la casualidad. Pero como ya he mencionado antes, yo no creo en las casualidades, sino en las causalidades y las sincronías. En todo caso, yo las relaciono con encuentros fabulosos de situaciones que tienen un gran resultado.

chips

En la historia del mundo podemos identificar maravillosas serendipias como, la invención de la tabla periódica. Con su gran inspiración y espíritu desafiante, Mendeleev, un reconocido científico ruso, intuía que existía un lazo de unión entre los elementos; hizo 63 cartas, una por elemento, donde se incluían sus propiedades y su peso atómico. Distribuyó los elementos en siete grupos,  usó el siete como número de ordenación natural; siete planos, siete notas,siete arcángeles, siete chackras, siete colores del arco iris. Daguerré y la fotografía; su ímpetu por conseguir una imagen fotográfica con la máxima nitidez posible, hizo que guardara varias placas con las que había estado experimentando en un armario, entonces vio que en ellas la imagen aparecía clara. Las patatas chips también fueron una fabulosa serendipia; cuenta la historia que en 1953 el chef George Crum, famoso por sus deliciosos bocadillos, recibió la queja de un comensal quien se quejaba de sus patatas fritas porque eran muy gruesas; entonces las partió del grosor de un papel y las hizo muy crujientes. El resultado, deliciosas!!. Los refrescos de Cola, John Pemberton trabajaba en un medicamento para combatir el dolor de cabeza cuando por error mezcló varios ingredientes secretos, y sin darse cuenta dio origen a la bebida, que únicamente se comercializó en farmacias por ocho años, para después venderse como refresco de fama mundial.

yay

De hecho por nuestras vidas pasan a diario muchas serendipias;  debemos afinar nuestra intuición para conectar con esas situaciones. Yo los llamo “Momentos Yay”, “Momentos Ahá” “Momentos Olé”; te invito a bautizar los tuyos como prefieras; pero lo más importante es tener en cuenta que para disfrutar todo ese regalo de aprendizaje, debemos motivar nuestra creatividad y receptividad de manera constante. Siéntete feliz de todo lo que vives día a día porque todo es parte de tu camino de felicidad. Aunque muchas veces las partes te parezcan inconexas y no entiendas por qué vives ciertas situaciones o no te hagan mucho sentido algunas circunstancias; mantente positiv@ y cree firmemente que pronto completarás el puzzle!!. 

Ilustraciones tomadas de Internet
Fuentes Consultadas: «CASUALIDADES, COINCIDENCIAS Y SERENDIPIAS DE LA HISTORIA» (Ebook) Gregorio Doval
Sígueme
Últimas entradas de Dulcinea (ver todo)